Visita al Especialista. Traumatólogo Infantil

En la última revisión, la de los seis meses de Bebé Fúturo, la pediatra, en previsión, nos recomendó hacer una visita a la traumatóloga infantil para revisar que el arqueo de las piernas no supone un problema, porque lo veía muy pronunciado. Aseguraba que no sería nada, pero que prefiere que lo revise un experto en la materia.

Yo, que otra cosa no, pero a previsora médica (dícese hipocondríaca) me gana poca gente… me faltó tiempo para llamar. Aunque la cita fuera para mucho más adelante, no me causaba problema, “sólo era para prevenir y seguro que no es nada”.

Después de cambiarnos la cita en una ocasión, por fin llegó el día y ayer nos presentamos allí. A última hora de la tarde y hasta el final a ser atendidos por la Doctora. Nos preguntó por antecedentes y por su nacimiento.

Una doctora super amable y también muy profesional cogió a Bebé Fúturo y mientras jugábamos con él, le hizo una exploración bastante intensa.

Nos aseguró que el arqueo de las piernas es normal, que seguramente esté provocado porque mi niño ha decidido ya levantarse demasiado pronto.

En una duda que nos ha surgido por la incesante presión de que no le sentemos antes de los seis meses nos aclaró que si el niño, por sí mismo, quiere estar sentado o de pie, esto no va a dificultar su desarrollo. Otra cosa es que nosotros le obliguemos a sentarse o a tenerse en pie, pero si es el niño quien lo pide, no hay ningún problema, aunque sea antes de tiempo “previsto”.

Y por lo que ha visto, ve probable que Bebé Fúturo dé sus primeros pasos para los nueve meses. ¡Ay, madre mía, la que me espera! Yo… que estaba tan contenta porque todavía no se lanza a gatear.