Documentos de un Recién Nacido

Creo que esto es de lo que menos te preocupas, pero en realidad es de lo más importante. Quieras o no, los papeles son los que nos dan los servicios que necesitamos. Pero todo lleva un orden.

Para cualquier papel, necesitamos el libro de familia. Así que voy a empezar a hablar de éste.

El libro de familia es, hasta que se hace el DNI, el único papel oficial que ayuda a demostrar que tu hijo es tuyo y está oficialmente registrado. Hace falta para todo lo demás. Por lo que debería ser el primero en hacerse.

Depende del municipio, cada registro solicita una serie de documentación que aportar. Yo recomiendo, tal y como he hecho yo, acercarse al registro antes de la fecha para preguntar. En mi caso se pedía también un certificado de empadronamiento y he podido ir a buscarlo antes de estar en faena. Además, te hacen rellenar un documento bastante largo y si lo llevas ya relleno, te ahorras estar fuera de casa más de lo necesario, es más, en casa se rellena más tranquilamente. Lo que sí es obligatorio en todos los casos es un certificado que te dan en el hospital (papel amarillo) por el cual el médico certifica hora de nacimiento y todo. También te facilitan un papel de que el hospital no ha llevado a cabo el registro por su cuenta. Todo lo demás, mejor preguntar antes.

Al día siguiente nos entregan el libro de familia y lo siguiente es tramitar la baja por maternidad y paternidad. Esto sí que ha sido un suplicio. Solicitan muchísimos papeles y cada uno es en un sitio diferente.

El que peor he llevado es el “Informe de nacimiento del Servicio Público” porque en ningún lugar especifica dónde se solicita, en muchos te dicen que es un papel que te dan en el hospital. ¿Y si (como yo) has dado a luz en un hospital privado? Para mí ha sido un poco amargura. Me arriesgué y fui a mí médico de cabecera a solicitarlo porque nadie sabía decirme nada. Y efectivamente, ahí era. Me pidió el certificado del hospital (papel amarillo), pero como lo entregué en el registro para el libro de familia y se lo quedaron, se tuvo que conformar con el libro de familia. Pero no me puso ningún problema.

Luego los certificados de empresa. Tanto de #PapáFúturo como el mío. Para que nos lo facilitaran, nos pidieron el certificado de nacimiento (papel amarillo). Por suerte, antes de entregarlo al registro lo había escaneado y de esta manera cada uno se lo envió a su correspondiente RRHH. Mi empresa tuvo la delicadeza de calcular el IRPF voluntario que debía indicar para que no saliera a pagar en la declaración.

Yo además tenía que entregar un certificado de la mutua. También me pidió el certificado de nacimiento (papel amarillo) y seguidamente me lo hizo llegar.

Con el Informe de nacimiento del Servicio Público y todos los certificados de empresas, además del libro de familia y los DNI, ya puedes rellenar la solicitud para llevarlo.

Nosotros no sabíamos que había que pedir cita previa, así que entre lo que tardamos para hacer acopio de papeles y que nos la dieran (dos semanas después de solicitarla), nos plantamos allí un mes y pico más tarde. Tenedlo en cuenta porque para nosotros ha sido medio mes (dado que Bebé Fúturo nació el 12) en el que no cobramos. Si hubiera nacido el día 1, no cobramos nada ese mes…

Lo bueno es que en la misma visita realizas la solicitud para el papel que tienes que llevar al centro de salud público para solicitar la tarjeta sanitaria.

Yo, que soy muy disciplinada con los papeles, me he hecho un lío… Procurad tener cuidado y adelantaros a las circunstancias.