El Teletrabajo

Lo que os voy a contar es mi realidad, no tiene que ser la realidad de otra persona. Es mi punto de vista, es mi experiencia, son mis pensamientos y mis sentimientos. En ellos influye una gran parte de mi forma de ser y quizás mi forma de expresarme, que se puede entender como algo distinto a lo que quise decir.

Estuve 3 años en paro, de los cuales 2 años opositando después de sufrir un aborto, quedándome embarazada, pariendo el mes del examen y seguir opositando mientras tenía un recién nacido y un niño muy pequeño. Y anteriormente, intentando emprender. No me remuneraban por ello, pero a día de hoy considero que eso fue más duro que lo que estoy haciendo ahora.

Y aún así, el ahora tampoco es ningún paraíso. No sé si el teletrabajo lo podría considerar “conciliación”. Según el concepto de conciliación que se tenga. Pero si el concepto es equilibrar tu vida laboral con tu vida familiar y sacar ambos adelante con decencia, esto no es conciliar.

Trato de ser siempre positiva y sí es cierto que mis hijos van a estar mejor con nosotros que con cualquiera en estas circunstancias donde no pueden jugar con otros niños de su edad. Pero cuando tienes reunión y llamadas en tu teletrabajo y te chilla el bebé de fondo, sin poder colgar o postergar la reunión. Y obviamente no puedes pedirle al bebé que deje de llorar porque sí… los nervios se te ponen a siete mil.

Como os decía, en mi experiencia con las oposiciones… no quería el teletrabajo. Incluso de mucho antes cuando estaba en el horizonte de mi extrabajo, intuía que no me iba a gustar. No tengo la templanza de atender ambos con la decencia que se requiere. Cuando me concentro lo hago con todos los sentidos y la multitarea me quita eficacia, cosa que llevo muy mal.

Si algo me está ayudando son las listas y la organización. Cierta planificación también ayuda, pero sigue siendo difícil. Lo que está claro es que tengo un horario de trabajo y ese trato de respetarlo sin excederme si no es necesario. Y si durante ese tiempo puedo atender las necesidades de mis peques, trato de hacerlo. Pero me disgusta no conseguir concentrarme en nada.

Deja un comentario

Soy Zana, al marcar esta casilla consientes que gestione tu información personal para mantenerte informado de las novedades de mi web. No cederé tus datos a nadie y puedes darte de baja en un click. Más información en la política de privacidad de mi página.

nueve + 16 =