Semana a semana XIII

¿De Cuánto tiempo?: 17 semanas

Tamaño de Futuro Bebé: Internet dice que ya parece un nabo pequeño. Y lo dejo aquí para no hacer bromas ni herir los sentimientos de nadie.

Movimientos de Futuro Bebé: Está un poco sin parar, la verdad. Más o menos lo siento ya unas cinco o seis veces al día. Siguen siendo como retortijones pequeñitos que si no estoy atenta, ni los sentiría. Son muy fáciles de confundir con menos de nada.

Compras para Futuro Bebé: Ya tenemos los pañales, el carrito. Estamos mirando ya la bañera, la trona y nos han ofrecido una minicuna. Todo parece que va viento en popa, pero se hace difícil no encapricharse con cosas. Nos han regalado un body verde y unos calcetines muy cucos. Para el mes que viene queremos mirar la cuna y ya veremos si nos dan la trona y compramos bañera.

Género Sexual de Futuro Bebé: Sigue siendo niño hasta que nos digan lo contrario, obviamente. Pero no podemos decir que nos lo hayan confirmado, porque hasta dentro de dos semanas, nada.

Peso Ganado de Futura Mamá: Esta mañana la báscula ha aumentado 200 grs el peso de mi primera medición. Ahora estoy en 75,3 kgs, a +0,2 kgs del peso inicial. Y dudo mucho que volvamos a bajar… A ver si hay suerte y consigo mantenerlo, eso ya sería un triunfo.

Contorno de Barriga de Futura Mamá: ¡¡Ha aumentado!! Un centímetro desde la semana pasada, pero ya es algo. Ahora estoy a 80 cms, +3 cms de mi primera medición.

Somnolencia de Futura Mamá: Esta semana por fin bien. Siempre que Futuro Papá está de turno de noche suelo despertarme cuando llega, pero en esta semana ha sido muy rara la ocasión. A veces ni me enteraba hasta que encendía la luz de la habitación.

Contracciones de Futura Mamá: Hoy he tenido alguna. Creo que más que contracciones son el músculo expandiéndose para hacerle sitio a Futuro Bebé, pero me ha dolido igual que esas primeras veces. Por lo que supongo que es casi lo mismo.

Síntomas de Futura Mamá: Un poquito de diarrea, creo que contrarrestando el estreñimiento de la semana pasada.

Antojos de Futura Mamá: Productos lácteos. No ha sido un antojo como los que yo tengo por entendimiento, pero la verdad es que tratando de escuchar mi cuerpo, me pedía leche. Anoche me sorprendí salivando con un anuncio de mantequilla cuando es un producto que no me gusta en general.

Estado de Ánimo de Futura Mamá: Un poquito ansiosa, la verdad. Entre que se lo he tenido que contar al Gran Jefe, que ya lo sabía, pero había que aclarar los tiempos de disponibilidad, sustituciones, etc. La otra sede no lo sabía (que es a la que pertenece mi alma, aunque en espíritu estoy obligada a pertenecer a otra sede). Futuro Papá está de turnos nocturnos y yo me desencuentro a mí misma… Ha sido un lío de semana en la que no me he centrado nada.

Compras para Futura Mamá: Estaba planteándome comprarme o ir mirando  abrigos premamá para el invierno que se acerca, pero Reloj de Madre me ha dado una muy buena idea. Voy a utilizar un poncho negro que me encanta.

Mejor momento de la Semana: Llegar a casa cuando Futuro Papá todavía no se ha ido a trabajar. No es tan a menudo como os pensáis en las semanas nocturnas.

Esperando con ganas por parte de Futura Mamá: La ecografía de las 20 semanas.

Resumen de la Semana: Ya he escrito el resumen principal… Futuro Papá con turnos de noche y yo de un lado para otro, que se lo he contado ya a los compañeros de la otra sede y quedan cada vez menos gente para que lo sepa.

¿Quién se ha enterado esta semana?: Más compañeros de la otra sede.

A Vista de Tripa:

A Vista de Tripa XIII

Reflexiones de Futuro Papá: Las semanas de noches son una putada.

14 comentarios en “Semana a semana XIII

  1. Una semana más, Todo está pasando muy rápido, en menos de nada ya llegas a la mitad.

    Me alegro mucho de haberte dado una idea y si funciona ahorrarte dinero. El bebé ya implica muchos gastos como para tener que sumar más.

    Un beso muy grande!

    • Y que lo digas, me empiezo a acostumbrar a esto de estar embarazada, jajaja. Sin síntomas y sin altibajos emocionales por las hormonas, creo que quiero estar así para siempre.

      El problema ahora es… ¡¡¡a ver si lo encuentro!!! Se me ha perdido entre mil ropas. Espero no haberlo tirado 🙁

Deja un comentario

1 × 4 =