Mi opinión sobre la Lactancia Materna

Apenas llevo siete meses dando pecho y no sé cuánto tiempo más nos queda a Bebé Fúturo y a mí de disfrutar de ello, pero creo que soy libre de dar mi opinión si quiero en ésta, mi Santa Casa 2.0.

Nadie es mejor madre por dar o no dar el pecho, es una decisión propia de cada una. Y conozco casos en los que tampoco es una decisión propia y no hay más remedio que sacar el biberón, porque de donde no sale nada, no hay nada donde sacar. Yo no soy nadie para juzgar las decisiones ajenas.

Y ahora es cuando confieso que si yo no hubiera sido capaz de dar el pecho, me habría sentido mala madre. Es así y así lo siento y lo he sentido siempre. Que no sea mala madre por ello no significa que no me hubiera sentido mala madre. Creo que es de vital importancia dar el pecho y no por sus múltiples beneficios.

Por favor, seamos realistas y coherentes. Dar lactancia materna no aporta una gran multitud de beneficios, es la leche artificial la que tiene diversas contraindicaciones. Dar el pecho es lo natural, lo biologicamente establecido.

Por favor, no hagamos de mis palabras un mundo, porque ahora vendrán todos y todas a decirme “Yo he sido criada con biberón y aquí estoy tan sana”. Tendría mucho que objetar al respecto, la verdad.

Y me voy a poner yo de ejemplo. He sido criada con biberón. También sufro habitualmente de hipotiroidismo, ¿lo tendría si hubiera sido criada con teta? Quizás, pero me niego a decir que estoy tan sana… No me afecta en mi vida diaria, no me da nada de trabajo esta dolencia, pero no creo que sea fruto de la casualidad. Ni mi madre ni mi padre lo padecen…

Otra cosa, sufro un exceso de peso que, sin ser demasiado preocupante, no está dentro de los límites saludables. Y no se puede achacar a una alimentación insana o a falta de ejercicio. ¿Es por el biberón? Está estudiado que la obesidad es una causa que puede ser producida por el biberón y no necesariamente en edad infantil.

¿He dicho que la leche artificial es mala? No, salva muchas vidas, muchísimas e, indudablemente, es mejor que morir. Pero estoy muy cansada y harta de que digan que la Lactancia materna aporta muchos beneficios.

Y soy la primera persona que dice que dar el pecho no es un camino de rosas. Para nada. Yo he tenido que suplementar a mi hijo, he tenido grietas y las crisis de lactancia no han tenido nombre. AQUÍ cuento mi experiencia… Sin pezoneras no habría sido capaz. Pero a día de hoy, me alegro mucho de haber superado los obstáculos.

Nunca me imaginé lo cómodo que es estar fuera de casa llevando lo justo, sin comida para el peque y, simplemente, sacar el pecho y verle feliz y satisfecho porque no necesita nada más. Bueno, sí, pañales y toallitas.

Facebooktwittergoogle_plusredditpinterestlinkedinmail

31 replies on “Mi opinión sobre la Lactancia Materna”

  1. Brizna dice:

    ¿Pero alguien te ha dicho que no puedes opinar libremente aquí? pues a quien te lo haya dicho ya le puedes ir diciendo cuatro cositas bien dichas, faltaría más. Está claro que habrá gente que en según qué cosas no opine como tú, pero de ahí a insinuar que no puedes escribir en TU blog lo que te salga del pairo.. en fin, lo del respeto hacia los demás brilla por su ausencia. Hoy mismo hago un comentario en mi facebook al respecto, hay gente que me deja flipando.
    Sentirse mala madre por hacer tal o cual cosa es algo visceral, propio de cada uno, ni se puede controlar ni evitar, yo he podido dar muy poquito tiempo pecho a mis hijos y sinceramente no me siento mala madre por ello (cuando hay un problema fisiológico poco se puede hacer) pero por ejemplo, sí que me he culpado alguna vez que otra del trastorno de mi hija aunque si lo analizo racionalmente sé que no lo soy, pero los sentimientos son los que son y punto. El problema empieza cuando suponemos que el de enfrente siente por el mismo hecho de una forma igual que nosotros, y a veces no es así y si encima damos por correcta nuestra forma de sentir y se la intentamos imponer al de al lado, ya ni te cuento.
    En cuanto al hipotiroidismo, yo también sufro una variante y me dieron teta, tampoco hay antecedentes familiares, así que no creo que sea por el biberón que te dieron no le des más vueltas.
    Yo creo que la mala alimentación infantil empieza cuando se deja atrás la etapa de predominio de la leche (sea materna o artificial) estoy cansada de ver a los niños en el parque comiendo bollos, galletas etc… que no digo yo que de vez en cuando no se puedan tomar, pero es que en muchos casos es la merienda y el desayuno habitual, eso sin pararse a analizar la de cosas que tiene mucha azúcar y ni cuenta nos damos. Que conste que no soy la más indicada para hablar de esto, no me suelo parar a ver ingredientes de cosas (aunque estoy intentando cambiar).

    • Mamifutura dice:

      Estoy de acuerdo en todo, pero no era eso lo que quería “reinvindicar” con el post… Me molesta mucho especialmente que se hable de beneficios de la LM cuando en realidad están ocultando las contraindicaciones de la LA…

      • Brizna dice:

        De las contraindicaciones de la LA no opino ya que me falta información científica contrastada para opinar, lo que si se es que no hay que confundir una contraindicación con una mala utilización, estoy cansada de ver cómo ceban a biberones a algunos niños, y eso no es culpa de la LA en sí, sino de su mala gestión. Beber de un biberón cuesta menos, sale casi a chorro y la sensación de saciedad, entre que llega o no llega, el niño ya se ha tomado medio biberón que no necesitaba… además de que los músculos orofaciales se estimulan menos.

  2. Lycaste dice:

    Yo, antes de quedarme embarazada, estaba convencida de que no iba a dar el pecho. Mi madre a mi no me lo dio, y sólo veía ventajas del biberón (compartir las noches en vela con el papá, poder comer y beber lo que quisiera, no tener que ir enseñando mis encantos allá por donde fuese).
    Sin embargo, cuando me quedé embarazada y empecé a investigar sobre los beneficios de la lactancia materna no lo dudé: mi niña tendría tetita hasta que ella decidiese dejarla.
    Respeto a las mamis que dan biberón. Lo mismo que no me gusta que me juzguen, no soy quien para juzgar al resto. Sin embargo, no puedo con las que se excusan con que no han dado pecho porque “necesitan su ratito diario de siesta” o porque es muy esclavo. Es que en eso consiste la maternidad: vivir por y para tu hijo, sin descanso, fines de semana ni vacaciones.
    No puedo estar más de acuerdo con que la lactancia materna NO aporta beneficios: es lo que es. No es que la lactancia artificial sea buena y la lactancia materna sea mejor. No, es que la lactancia artificial es peor.

  3. nusa b dice:

    Yo le di a mi hija pecho asta que cumplió el año, siemolemente ella dejo de demandar y a mi se me fue retirando poco a poco. Yo siempre he sabido desde antes de ser madre que siempre que pudiese le daría pecho a mis hijos, por suerte he tenido experiencia muy bonita y nada desagradable y lo veo mejor que el biberón mirando desde el punto que si sales no tienes que preoarar nada, solo teta fuera y listo

    • Mamifutura dice:

      Así es… Pero me gustaría concienciar a la gente que la lactancia maternia no es que tenga beneficios, es que la lactancia artifical es contraindicado, en realidad… Por mucho que nos lo quieran vender como si la lactancia materna fuera una opción, la opción es la lactancia artificial.

  4. Beatriz dice:

    A mi me parece algo muy natural como dices, y al igual que tu si no hubiera podido hacerlo me hubiera sentido mala madre. Y la comodidad de sacar la teta y que se alimente no tiene precio 🙂

  5. liela dice:

    Te voy a decir una cosita mu-claro: ¡¡BRAVO!!
    No tengo más que añadir. Bueno, sí, que escribí una entrada hace unos días en mi blog sobre esto.

    Un abrazo!

    • Mamifutura dice:

      Jajajaja, es que me da mucho coraje… Lo venden todo como si la lactancia materna fuera una opción cuando la lactancia artifical es la opción (y con contraindicaciones…). ¿Por qué se habla de beneficios? Me enerva…

  6. sradiaz dice:

    A mi me gusta dar el pecho más de lo que esperaba. Soy feliz viendo a mi peque mamar, y aunque no estoy en contra de los biberones, reconozco que para mi habría sido un disgusto enorme no haber podido. Todavía me angustia pensar en el destete… Ufff

  7. Para mí la lactancia materna es algo maravilloso, es verdad que lo he tenido fácil, ni grietas, ni pezoneras, ni nada de nada. Yo creo que todos somos libres de expresar lo que queramos, faltaría más, siempre sin menospreciar a los demás, pero creo que lo has hecho muy bien, así que nadie debería hacer un mundo de tus palabras, como tú dices! Besitos!

    • Mamifutura dice:

      Ya, pero es que estoy muy cansada de que todo el mundo hable de que la lactancia materna es la opción ideal, cuando en realidad la lactancia artificial es la opción más contraindicada. Quieren poner bonito algo que es maravilloso y vender con ello algo que es feo.

  8. Pues yo voy a dar la nota discordante 😀
    No soy mamá, no estoy embarazada y sé que todas las decisiones preconcebidas pueden cambiar cuando me encuentre en situación, pero a priori no me sentiría mal en absoluto por tener que dar bibe. Y para mi sí que es una opción tanto la una como la otra.
    Para nada niego que científicamente hablando es mejor la teta que el bibe (simplemente por ser lo natural ya “gana”) pero me parece estupendo que la mami elija la opción que mejor le parezca, y que si ella y el papá deciden dar bibe para compartir el rato de comida (o por que no les cuadra con su ritmo de vida, o por lo que sea!) me parece tan maravilloso como la que decide dar teta hasta los 3 años. Es decir, que personalmente me da mucha rabia los comentarios que tachan de egoístas a las que deciden porque sí dar bibe de primeras… Como digo, a mi me parece una opción igual de válida 🙂

    un besito!

    • Mamifutura dice:

      No has dicho nada en contra de lo que he dicho yo. Sólo que no me gusta el trato que tiene la Lactancia (materna o artificial) en la publicidad…

      Nadie mejor que una misma sabe lo que es mejor para la familia en concreto.

  9. tania g dice:

    Pues aqui vengo yo!!! para mi djar la teta fue lo mejor que pude hacer y no me siento mala madre.. No niego que la lm es lo mejor, pero discrepo en lo que dices dl bibe.. Sabes que la peque con la teta n engordaba ni apenas crecia, y desd que toma bibe.. la tendrias que ver ahora. y yo n yevo 20 caxibaxes si lo djas preparado d casa. Pero bueno.. Ahora mism n cmbio bibe x teta n4 x todo el oro del mundo.. un besitwn

  10. Brizna dice:

    Mujer, es que la publicidad consiste en “vender algo” es natural en el ámbito publicitario que se trate así a la lactancia artificial, por el simple hecho de que “los polvos” hay que comprarlos y la teta va adosada a la mamá. Antiguamente estaban las amas de cría y ahora los biberones, con el ama de cría los niños tomaban teta pero no tenían el contacto con sus madres. Yo casi que prefiero darle a mi hijo biberón yo, a que le de teta otra persona, lo mismo suena egoísta pero para mí una parte fundamental de amamantar es el vínculo que se crea entre bebé y el “aportador de alimento” , esos momentos que he pasado dando el biberón a mis hijos no los cambiaría por el producto lácteo de otra persona, que me dan leche materna ya en biberón, pues a eso no le pongo pegas. El bebé, sobre todo en sus primeras etapas, forma un vínculo muy fuerte con quien le alimenta, cuida y protege, incluso aunque lo alimenten a biberones. Yo no cambiaría ese vínculo por el hecho de que mi hijo coma teta pero la de otra mujer.
    Lo ideal es lactancia materna y se debería tener siempre como primera opción, la artificial es una alternativa y que en el fondo deberíamos dar gracias por tener actualmente.
    Anécdota: en mi familia siempre hicieron chistes sobre que mi bisabuela estaba como una “cabra” por culpa de que de bebé la única leche que toleró fue la de cabra, no toleraba ni la de su madre, casi se muere, mi tatarabuela desesperada probó la de cabra y zas, la niña empezó a poder tomar leche. Lo curioso es que su hermana gemela se tomaba la teta tranquilamente…

    • Mamifutura dice:

      La publicidad trasgiversa la realidad. Y hay múltiples artículos que hablan sobre cómo crea una creencia errónea sobre la Lactancia. Sobre todo artificial… No hablo ya sólo de cómo tratan la materna, que es lo que vengo a reivindicar en este post, si no que también mienten sobre la artificial haciendo creer que lo normal es dar materna hasta los seis meses y después “de continuación” cuando la de continuación la han inventado porque legalmente no pueden hacer publicidad de leche artificial y lo que han hecho es quitar menos proteínas porque el bebé lo tolera mejor, pero que en realidad sigue siendo mejor la leche artificial 1 hasta el año y a partir de ahí leche de vaca…

      Y sobre lo de tu abuela, me suena a alergia a la proteína de leche de vaca, lo que se hace es que la madre también deja de tomar ningún producto lácteo de vaca. Pero en esa época no se sabía tanto. Me alegro que estuviera como una cabra, jajaja.

      • Brizna dice:

        Las leches “de continuación” son un invento para poder hacer publicidad, en eso tienes todita todita la razón, hasta mi antigua pediatra (digo antigua porque hace poco me la cambiaron y no veas qué disgusto, la de ahora no me termina de convencer) me decía que no tuviera prisa por cambiar a la 2, aunque también depende del bolsillo, que la 2 (o de continuación) es más barata. La teta además de sana y cómoda es muchísimo más económica, que eso también importa 😛

  11. Pues yo sigo dando teta con 14 meses, he dado LME sin nada más hasta los 7 meses y… para mi no es nada maravilloso. No lo cambio por el bibe ni loca y repetiría otra vez, pero para mi es muy duro. Entre la alta demanda (seguimos con noches de hasta 20 tomas), los mordiscos y los pellizcos… pues no me resulta muy placentero. Por el día lo llevo mejor, pero por las noche es un poco suplicio. De todas formas, para mi el argumento es la salud y no lo dejo por eso. Se que le estoy dando lo mejor, lo que es específico para ella y eso compensa cómo me pueda sentir yo (cansada, etc.). Hasta que decida que ya no quiere más por ella misma, ahí seguiremos!

  12. mirianjel dice:

    Totalmente de acuerdo contigo!!! Mi niña va a hacer un año y aqui sigo tan contenta dandola su tetita

  13. Yo también pienso que cada madre es libre de decidir. Yo tengo dos y con cada uno he vivido una lactancia diferente. Por qué? Pues por multitud de factores, principalmente relacionados con mi estado. Y la leche artificial me fue muy bien la verdad.

  14. mamapuede dice:

    Pues no sé qué decirte, no creo que una buena o mala salud dependa de la teta o del biberón, creo que depende más de la dieta que llevas después.
    Por ejemplo: un niño criado a teta en exclusiva pero que a los 3 años se atiborra de chuches, zumos artificiales, no come verdura… No creo que sea más saludable que un niño criado a biberón pero que luego come de todo y evita todas las guarderías.
    ¿Cómo puedes determinar eso?
    Mis hijos, lo sabes, han tenido dos lactancias totalmente distintas hasta los 5-6 meses, tomo más mucha más teta Leo que Gonzalo y hasta la fecha el que “menos sano” (y lo pongo entre comillas porque me da pánico decir eso) es Leo…
    Creo que todo depende de muchas cosas

    • Mamifutura dice:

      Sí, eso sí. Estoy de acuerdo, ayer mismo vi cómo una beba de la edad de Bebé Fúturo estaba desayunando churros y a mí eso me parece una aberración. O a los otros hijos le decía al padre que no se tomaban el cola cao porque en casa se echaban el doble…

      Pero eso no quita que la Lactancia materna no sea lo natural y por tanto no sea lo que tiene beneficios. 😛

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

veinte − Ocho =