Hormonas Puñeteras

Si de verdad crees que las hormonas premenstruales son una auténtica puñeta, como yo pensaba de mi SPM. Si poniendo hormonas artificiales a tu cuerpo creías que se te volcaba el mundo de un lado a otro. Si normalmente eres bastante sensible y expresiva… Espera, ¡todavía no ha llegado lo peor!

Deja que las hormonas se te acumulen durante 40 semanas… ¡¡y verás!!

Suelo ser una persona con bastante autocontrol, al menos a la expresividad. He aprendido con quién puedo dejarme llevar y con quién debo retener según qué emociones para no sobrecargar a esa persona con mi explosiva y abundante personalidad. Pero es que a día de hoy, que descuento los días de ver a Futuro Bebé casi por horas, ¡¡¡no puedo controlar una mierda!!!

En lugar de estar muy agradecida por las atenciones que recibo por parte de mis amigas, me sale el troll que he guardado dentro casi 30 años y las quiero mandar a la mismísima puñeta. Las tengo a todas obsesionadas con intentar que mejore mi ánimo y yo sólo quiero que me dejen en paz y vivir… Y si no las tuviera o no lo hicieran, quisiera mandarlas a la puñeta porque no les importo. Esto va así.

Y la historia con Futuro Papá por supuesto que llega a cuotas inalcanzables en la imaginación. Tiene razones más que de sobra para mandarme a la puñeta, pero si alguien manda a la puñeta aquí a alguien soy yo a él. Lo que él aguanta no está en los escritos.

Esperemos que esta pesadilla hormonal se relaje con la llegada de Futuro Bebé y se centralice en las cuestiones buenas de tenerle en mis brazos. Pero ahora mismo estoy que mataría al primero que me diga lo que no quiero oír (y el espectro de esto es especialmente amplio y contradictorio).

21 comentarios en “Hormonas Puñeteras

  1. Pues no es por desanimar, pero prepárate para cuando tras el parto, todas esas hormonas desaparezcan de golpe, a mi me dejaron por los suelos, aunque me temo que el dormir poco también tuvo que ver 😀 Cuidate y no te guardes ni el cabreo ni la tristeza, que es mejor sacarlos. Un beso

    • Los saco, o al menos no los disimulo, que se me da muy mal y sé que es peor… Procuraré explicar una a una a quienes corresponde el sentido de mis reacciones. Espero que lo entiendan, pero estoy segura que sí. Lo que e sorprende a veces es la cantidad de preocupación que recibo de mis amistades 🙂

  2. Como te dice Brizna, una vez pasado el parto viene el posparto, así que dile a futuro papa que se arme de valor, porque yo antes del parto era un alien pero luego del parto…madre mia! Los primeros dos meses tenía tal cansancio que ladraba en lugar de hablar, jaja…ahora me rio pero en su momento, tela pobre hombre!

    • El pobre tiene su parte asumida, pero a veces también reclama su parte de atención y su parte de “no eres la única, yo soy la otra mitad” y tiene toda la razón… pero voy moriendo por las esquinas y a veces ni las esquinas.

  3. Jaja. Cualquiera escribe hoy en esta entrada. A lo mejor nos mandas también a la puñeta. Jeje. Es broma. Es súper normal como te sientes, yo estoy igual y mi pobre marido “aguanta” todo. Pero todavía te quedan un par de meses. El posparto es casi peor, hormonalmente hablando, por la falta de sueño y por la extremada protección hacia nuestro bebé. Ahora bien, pasado el posparto, todo vuelve a la normalidad. Pero no está de más en pedir a FP que aguante un poquito más. ;-). Ánimo campeona que ya te queda nada!

    • El pobre aguanta, a veces reclama su parte también de “no es sólo hijo tuyo”, pero sabe manejarme al respecto, la verdad. Y por mucho que sea normal, procuro no machacarle a él, que es el único que realmente está a mi lado siempre 🙂

  4. uyyyy! jaja…no creas que el tema hormonal te seguirá dando un poco de guerra en el postparto, pero como te centrarás en el peque todo lo demás dará igual, pasas a un segundo, tercer o cuarto plano…jaja.

Deja un comentario

tres × 1 =