El Mundo del Preservativo para mí

Entrada no apta para menores…

Desde que le he dicho adiós a los anticonceptivos hormonales, los preservativos son el anticonceptivo que ponemos en nuestra relaciones sexuales y siempre he querido dejar reflejado mi experiencia con ellos, la comparativa positiva y negativa respecto a los anticonceptivos hormonales.

Porque seamos realistas, no tienen nada que ver. A parte de todas las diferencias en sus beneficios tan bien explicadas en el mundo sin tener presente la experiencia propia, la vivencia de ambas son totalmente diferentes.

Siendo sincera, pensaba que el preservativo no tenía realmente ninguna ventaja que los anticonceptivos hormonales no pudieran suplir satisfactoriamente, ¡pero estaba equivocada! A parte de que no te afecta hormonalmente con cambios de humor o líbido que desaparece mágicamente, ¡es muy limpio! En lugar de recordar tener el papel higiénico, es recordar tener los preservativos, ¡y encima se pueden transportar más fácilmente!

(Me estoy leyendo y me siento un poco como la loca de la colina, pero alguien tenía que decirlo). Hay mucho tabú sobre lo sucio que es el sexo sin protección física.

Lo bueno de los anticonceptivos hormonales es que no te tienes que preocupar de llevar nada encima, no tienes que interrumpir el preludio para la penetración y tampoco te tienes que preocupar de cuánto dura el acto sexual en sí… Sólo tienes que disfrutar (o intentarlo).

Porque una de sus grandes desventajas para mí es que pierdes gran parte de la líbido. Llega un punto en el que aquello se convierte casi en obligatorio y ya no disfrutas del momento. ¡Y mucho menos buscarlo! Lo dejas ocurrir y aunque es agradable, sobre todo si la pareja se lo curra, no es “necesario”.

Con el preservativo tienes también grandes ventajas. Llega un punto en las relaxiones sexuales en el que el cuerpo te pide más y si en ese momento intercalas un segundo para ponerlo, aunque queda más evidente, no rompe tanto la magia como yo pensaba. (Claro que si es un “busca el preservativo en la cartera del pantalón, en el bolsillo delantero izquierdo”, sí se rompe). Pero luego es taaaan limpio. Llega el momento cumbre del clímax, donde todo el cuerpo femenino se relaja y te puedes permitir seguir relajando. (En este caso es la parte masculina quien se tiene que preocupar).

Eso sí, como el coito sea más largo de lo habitual, aquello se reseca y hay que lubricar de nuevo. Es otra interrupción que ayuda a desconcentrarse rápidamente, pero bueno… Vuelves a lubricar y todo vuelve a ser fantástico.

Según tengo entendido, para el hombre sí hay bastante diferencia según el preservativo. Yo no soy tan sutil, pero entiendo perfectamente que para él no es la misma comodidad uno más fino, que otro. Así que nosotros ahí estamos, experimentando entre las diferentes clases de condones.

¿Cuál me recomendarías?

Facebooktwittergoogle_plusredditpinterestlinkedinmail

28 replies on “El Mundo del Preservativo para mí”

  1. Pues si que has sido clara!

    La verdad es que tan pronto vi tu entrada ya antes de leerla ya supuse que uno de los temas iba a ser lo sucio que es sin preservativo. Creo que la limpieza es la mejor de las ventajas (exceptuando los propósitos principales).

    Estoy de acuerdo en todo.

  2. Aaaaaah amiiiiiga de esto hablabais! jajajaja
    preservativos no sé, pero lubricantes… ojito con los de Dúrex. No son precisamente respetuosos con la flora vaginal.

  3. mamapuede dice:

    Vamos que te veo encantada con la nueva opción, no?
    Lo malo es que hay veces que cortan un poco el rollo pero bueno, compensa con lo demás.

  4. No son mi opción predilecta pero si que es cierto que no hay nada mas limpio, aunque a mi me vencen las desventajas y me hacen seguir buscando alternativas porque los hormonales tampoco me convencen.

  5. Buenooooo nosotros no usamos condón desde que era adolescente y presuponíamos que había riesgo de embarazo…
    Si es verdad que es más limpio, mucho más limpio y que también llegado el momento a nosotras nos permite recrearnos más en el placer.

  6. Te recomiendo los finos para mayor sensibilidad!! Me ha gustado tu entrada jajaja me he sentido idenfiticada! Saludosss

  7. Bien dicho!! Se ve que estás contenta ahora que te has librado de los hormonales…
    Yo te entiendo perfectamente, desde que los dejé estoy contentísima, no vuelvo a ellos ni loca.

    • Futura Mamá dice:

      Yo espero tampoco tener que volver jamás a los hormonales. Con todas las opciones que hay, dudo mucho que jamás vuelva a tomar… Pero no diré jamás que de este agua no beberé.
      ¿Contenta? Sí, supongo que quiero verlo desde el lado más positivo posible 😀

  8. Marta dice:

    Pues ole. Las cosas claras, y el chocolate espeso. Ahora estoy con los hormonales y si, cambios de humor, e incluso creo que me he engordado por la culpa de estos!

    • Futura Mamá dice:

      Yo estuve con los hormonales tanto tiempo que derivó a una depresión, me subió el colesterol y la tiroides empezó a bailar… Al menos con las píldoras. En el anillo sólo fue cambio de humor y la libido desplomada.

  9. pequeboom dice:

    Genial lo de la limpieza, es verdad, pero a mí me cortan un poco el tema…

    • Futura Mamá dice:

      Nosotros hemos descubierto que teniéndolos a mano, no cortan tanto como cuando no vivíamos juntos, jeje.
      PD: Perdón por responder al comentario tan tarde, ¡¡¡no me había dado cuenta!!!

  10. Como ya sabes, hoy les hemos dicho adiós 🙂 Después de un año de preservativo, estuvimos 6 con pastillas, y desde enero otra vez preservativo. Opino exactamente igual que tu, ¡que tranquilidad no tener que preocuparte después! ¿Y el papel? ¿Dónde está el papel? jajaja XD Pero hoy va a ser nuestro primer “pinchito” sin pastillas y sin preservativos, así que volvemos al papel, pero todo sea por ver pronto un positivo 😀
    Yo te recomiendo los Durex Real Feel, son un poco más grandes de tamaño que los normales, y más finos, a MaridoGuapo son los únicos que le gustaban y le iban mejor (dentro de lo que cabe). ¿Los habéis probado?

    • Futura Mamá dice:

      ¡¡¡Qué envidia!!! Yo también quiero decirles bye, bye pronto 😉
      Claro, el papel merece la pena, aunque el preservativo es cómodo, el papel también mola.
      Tomo nota de tus recomendaciones, en cuanto se acabe el que tenemos… te haré caso, jijiji. Estamos ahora con el sensitive. Espero sólo tener que probar un paquete del tuyo 😉 Aunque tengo mucho que espabilar en la recuperación de rodilla para conseguir ese objetivo.

  11. ¡Seguro que pronto te recuperas! Ya verás 😉
    A ver si os gustan más esos, pero sólo un paquete jejeje

  12. Flordeliss dice:

    Yo ahora también he dicho adiós a los globitos =) Siempre los hemos usado y a cambiado de preservativos es ir probando aunque dentro de nada ya no los vas a usar y volverás al papel! jajajajaj =P

  13. Yo ahora estoy con las pastillas, no me afectan mucho o nada al humor ni a nada en general, puede ser porq sean más suaves por ser compatibles con la lactancia, había estaso años sin nada, a la espera de Bombón, y al llegar ella el gine me dijo “el cuerpo cambia y si no quieres sorpresas por el momento toma medidas” así q ahí vamos. Pero ya veremos q pasa después de la boda jejeje Feliz día! Muack!
    PD: pásate por mi blog q hay algo para ti 🙂

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

dos × tres =