Reto Kakebo. Día 12

El dinero no crece en los árboles… ¿O sí? Al fin y al cabo los billetes son papel, que viene de la celulosa y ésta se extrae de los árboles. Pues igual que todo lo anterior, vamos a tener que analizar esto más en profundidad.

Esa frase lógicamente se refiere a los ingresos económicos que percibimos. Independientemente de cómo los generamos, no podemos gastar un dinero que no tenemos. Aunque nos lo faciliten a crédito, después habrá que devolverlo.

Para ello, vamos a analizar los ingresos que hemos tenido a lo largo de un año. Te había pedido que extrajeras todas las transacciones realizadas o recibidas durante un mes, ya lo sé. Pero al hacer la búsqueda en el banco puedes poner filtros y éste puede ser que sólo te extraiga los ingresos percibidos, independientemente de dónde provengan o la cantidad que sean.

Y vamos a analizar en profundidad todos los ingresos del último año. Todos los ingresos, no me vale que sólo me digas tu nómina. Puedes sorprenderte con todo lo que has recibido. Quizás Hacienda te ha devuelto dinero o has recibido un ingreso por vender algo en Wallapop. Me es indiferente, es un ingreso igual y ese dinero lo gastarás en algo (ya veremos en qué).

Súmalo todo y divide entre 12. Como habrás adivinado, estás haciendo la media de todos los ingresos. Te habrá salido una cantidad. Responde a las siguientes preguntas:

  • ¿Cómo te sientes con esa cantidad?
  • ¿Es la que te esperabas? ¿Es mayor? ¿Es menor?
  • ¿Corresponde con el esfuerzo que has realizado para conseguirlo?

Principio de Pareto

Quizás hayas oído hablar de este principio, pero es el momento de sacarlo a relucir en este reto.

Según el principio de Pareto, el 80% de nuestros beneficios son fruto del 20% de nuestro esfuerzo. Y esto también se produce cuando hablamos de dinero.

Hablando de ingresos es el momento de hablar de este principio y plantearte en qué debes concentrarte para tener más ingresos que ayudarán a tener más ahorros.

Yo no emprendo, soy funcionaria de carrera y esto, en principio, limitaría mis ingresos a mi nómina. Pero yo no me conformo con ello. Creo que puedo hacer más por el mundo y que éste sea mejor, facilitándome unos ingresos extras que podré invertir en mi bienestar. Por ejemplo, puedo generar libros. No sería el primero, ya tengo uno…

Ahora te toca a ti, ¿cuál es tu circunstancia? ¿Cómo puedes generar más ingresos? De los ingresos recibidos, ¿cuáles te han supuesto mayor beneficio? ¿Qué esfuerzo has realizado para ello?

Exponte todo lo que consideres necesario, pero hoy vas a exprimir tu cerebro para conseguir generar todo el dinero posible.

Deja un comentario

Soy Zana, al marcar esta casilla consientes que gestione tu información personal para mantenerte informado de las novedades de mi web. No cederé tus datos a nadie y puedes darte de baja en un click. Más información en la política de privacidad de mi página.

4 × 1 =