Los Sentimientos tras el Aborto

Antes de seguir leyendo, para encontrar coherencia a todo lo que escribo, deberíais escuchar este podcast que hice en directo hablando sobre mis sentimientos tras el aborto, dado que ahora voy a discurrir en la continuación gracias a un comentario final que me ha dejado Mamá Sin Red:

Una vez que pasas por el aborto y que te encuentras “bien”, o al menos has dejado la culpabilidad a un lado y sabes que no hay explicación ni responsabilidad que le puedas pedir a nadie, por lo que no quedan más narices que continuar con tu vida lo mejor que puedas, entonces la luz al final del túnes es ese Bebé Arcoiris.

Un Bebé Arcoiris se conoce como el bebé que llega tras un aborto. Se llama Arcoiris porque es el color que llega tras la tormenta de todos esos malos sentimientos que supone un aborto. Deseas tanto poner fin a la oscuridad que hay tras los sentimientos del aborto que buscas el arcoiris porque crees que es lo que va a calmar tu pena infinita que nadie siente y que nadie comprende.

Pero la verdad es que, como decía muy bien Mamá Sin Red en el último comentario justo antes de acabar el podcast:

Yo pensaba k esperar a mi #pequeñaArcoiris me calmaría y no ha sido asi

No somos sustituibles. Aunque crezcamos perdiendo y ganando amigos, somos quienes somos y no somos sustituibles, aunque las empresas se empeñen en hacernos creer que sí. Yo tengo un valor único y especial para Papá Fúturo y no habrá otra mujer en el mundo que a él le dé lo mismo que yo. Niño Fúturo tiene un valor único y especial para mí y no habrá otro niño en el mundo que me dé lo mismo que él.

Ese Bebé No Nacido también tiene un valor único y especial… No ha nacido, pero ahí ha estado. Me ha aportado una experiencia de vida que no le deseo a nadie por lo extremadamente dolorosa que es, pero ningún otro futuro hijo mío podría sustituirle. Ni siquiera otro aborto…

Un post muy relacionado es la Revisión del Aborto.

10 comentarios en “Los Sentimientos tras el Aborto

    • Lo siento, amor. Como has podido escuchar en la propia grabación, ni siquiera tenía pensado hacerlo en directo. Pasé por un proceso interior extraño de: “Necesito sacar esto. Por lo que lo voy a escribir en el blog. El blog me bloquea, por lo que primero lo grabaré en podcast. Grabarlo en podcast no me sirve… así que directo” y en ese momento lo decidí hacer. Avisé en el grupo de Telegram, pero me imaginaba que no entraría nadie. Estaba asustada mientras lo decidía. A mí me habría gustado mucho que estuvieras, pero necesitaba sacarlo antes de que me quemara. ¡¡Gracias por estar siempre ahí o intentarlo!!

  1. Yo pasé por 4 años de tratamientos de infertilidad y tener ahora a mi hijo es lo que me hace más feliz del mundo pero no olvido los años de tratamientos y sufrimientos. Lo de un clavo saca otro clavo no es siempre así. Nada podrá borrar el.pasado. podrá hacer que se mitigue un poco el dolor pero eso que hemos sentido está ahí. Un beso muy fuerte

    • El pasado siempre estará ahí y siempre podrá ayudarnos, de verdad. Es lo que nos ha hecho ser quienes somos y lo que nos reafirma en hacer lo que queremos. Siento mucho que hayas tenido que pasar por ello, pero eres una mujer fantástica y me encanta tenerte en mi vida.

  2. Así es, son insustituibles, y todos y cada uno de esos bebés que no están con nosotros nos hacen crecer interiormente con una fuerza increíble, porque parte de ellos se han quedado aquí.
    Un beso muy fuerte

  3. Acabo de escucharte, y es verdad que esta sociedad nos “obliga” a olvidar, pero lo importante es que nosotros no olvidamos, yo cada año enciendo una vela en recuerdo, es importante.
    No pasa nada por no sentirte culpable, por no llorar, porque lo importante es nuestro recuerdo.
    Dices que si no estás embarazada en la fecha probable de parto va a ser muy duro, de todos modos lo va a ser, porque tendrás otro bebé distinto.
    Simplemente mucho ánimo, y es normal sentirse sola, porque solo tú has sentido a ese bebé.
    Muchos besos

    • Pero igual si reinvindicamos o algo, le damos voz a este sentimiento, al hecho en sí… No sé, es lo que también quiero hacer con el post. No sentirnos tan solas y hacer a los demás que ese hijo es como un hijo más y que preguntar por él nos hace bien.

Deja un comentario

2 × dos =